Familiares identifican los cuerpos de los dos pilotos

Los cuerpos de los pilotos Mario Alberto “N”  de 34 años y Javier “N”  de 20 años de edad fueron identificados por sus familiares el día de ayer, después de haber sido localizada calcinada la avioneta a 500 metros de un aeródromo de la comunidad de Zacacoyuca en el municipio de Iguala, Guerrero.

Lo anterior fue confirmado por Raúl Núñez Mora, padre de Mario Alberto, quien dijo que pudieron identificar la matrícula en una de las partes de la aeronave propiedad de la escuela de Aeropacífico, así como los restos de los pilotos, en el caso de Mario Alberto por una cadena y de Javier fue reconocido por su padre por un tatuaje que tenía de un lobo en la pierna derecha.

Después de realizar el protocolo correspondiente en la Fiscalía General del Estado de Guerrero, los restos de ambos jóvenes fueron entregados a sus familiares que decidieron cremarlos ayer mismo en la ciudad de Iguala, informó Raúl Núñez Mora, quien reprochó que en los siete días que estuvo extraviada esta avioneta las autoridades del estado de Guerrero y Morelos no se coordinaron para apoyar en su búsqueda.

Incluso en el caso de la Procuraduría General de la República (PGR) les negaron la ayuda al no agilizar la intervención de los aparatos de telefonía celular para ubicarlos por el GPS ante la carencia de un georadar en el Aeropuerto Internacional de Cuernavaca, de donde partieron el medio día del viernes 08 de diciembre.
Será en los siguientes días, cuando la familia de los pilotos determinen si emprenden o no una acción legal.