Par de peleas en el Yankees-Boston; dos jugadores y un coach son expulsados

Share Button

La mala sangre regresó a una de las rivalidades más intensas del beisbol.

Dos veces, las bancas se vaciaron en el juego de miércoles por la noche en Fenway Park, entre New York Yankees y Medias Rojas de Boston, y el bateador designado de los Yankees, Tyler Austin, estuvo en medio de todo.

Durante el segundo incidente de la victoria de Nueva York, por 10-7, hubo puñetazos y empujones.

Todo comenzó en la parte baja del tercer inning, cuando Austin estaba como corredor en la primera base. Tras el toque de bola del segunda base de los Yankees, Tyler Wade, a lo largo de la raya de tercera, Austin corrió a segunda y se barrió entre el shortstop de los Red Sox, Brock Holt.

Pareció que Holt no hizo caso de la barrida a destiempo, pero una vez que se marcó el out forzado, se hizo de palabras con Austin.

Jugadores de ambos dugouts y los bullpens corrieron hacia la segunda base, donde los gritos se intensificaron momentáneamente.

Los equipos terminaron separándose y el juego volvió a la acción.

Cuatro innings más tarde, saltaron chispas.

Una recta de 97.7 millas del relevista Joe Kelly golpeó a Austin en la espalda, un pitcheo después de que Austin vio pasar zumbando cerca de él otra recta en la esquina de adentro. Cuando recibió el golpe, Austin se encolerizó instantáneamente, lanzó su bat al terreno y después, el casco, mientras se dirigía al montículo.

Mientras Asutin daba pasos veloces hacia Kelly, el pitcher pareció sacarlo aún más de control, haciendo movimientos para incitarlo a que siguiera adelante.

La trifulca continuó, Kelly y Austin pelearon brevemente en el suelo mientras Austin lanzó un puñetazo que aterrizó en la cabeza del coach de tercera base de Medias Rojas, Carlos Febles.

No mucho después de eso, Austin fue empujado por la espalda por el coach de bateo de los Yankees, Marcus Thames, mientras los sluggers Giancarlo Stanton y Aaron Judge caminaron entre una pila de jugadores de Boston, del área del montículo al dugout de Medias Rojas.

Una vez que se calmó la tensión, Kelly y Austin fueron expulsados, así como el coach de tercera base de Yankees, Phil Nevin. Kelly fue reemplazado por el pitcher Brian Johnson y Shane Robinson tomó el lugar de Austin. El instructor del infield de Yankees, Carlos Mendoza, entró por Nevin.

Las expulsiones fueron las primeras para los dos equipos en 2018. La expulsión anterior para Boston ocurrió en septiembre pasado, cuando Carl Willis fue echado de un juego en Yankee Stadium. Cerca de dos semanas antes, en un juego en Detroit, los Yankees Dellin Betances, Tommy Kahnle y Austin Rominefueron expulsados después de una bronca con Tigres.

Share Button
Top